Obama y las redes sociales

 

 

Ya os he contado a través de este blog que lo de las redes sociales tiene lo suyo, lo bueno y lo malo, pero ahora no vamos a entrar a juzgar el tema, aunque si vamos a ver por ejemplo como Obama ha visto claro el asunto y parte de su exito de su campaña se ha basado en el uso de esta nueva herramienta en la Internet.

 

Tradicionalmente, los candidatos a la presidencia de Estados Unidos han obtenido fondos para sus campañas a través de corporaciones y donaciones particulares, que tienen un límite de 2.000 dólares. El primer candidato que recurrió a las donaciones a través de Internet fue Howard Dean, que en el año 2004 obtuvo 27 millones de dólares a través de este canal.

Es de sobra conocida la dura batalla que se ha presentado en las primarias del Partido Demócrata entre Obama y Hillary Clinton. Ésta, poseedora de más experiencia y mejores contactos, se había asegurado para su bando las grandes donaciones a su partido en el momento en que Obama entró en la disputa preelectoral.

Ante esta desventaja inicial, Obama se encontró en la necesidad de encontrar un modo alternativo de recaudar fondos para su bando. Contrató a Cris Hughes, uno de los dos fundadores de Facebook, para que dirigiera su campaña online. Ésta se ha basado en la interacción y la participación de los usuarios, a través de enlaces, blogs, vídeos, recomendaciones, grupos, etc.

Finalmente, Obama ha conseguido 264 millones de dólares en donaciones, frente a los 88,2 millones del que será su rival, el republicano McCain. Obama es incluso el primer candidato que rechaza fondos públicos para financiar su campaña.

Cabe destacar que casi la mitad de esa cantidad se ha recaudado con donaciones inferiores a 200 dólares, lo cual demuestra la gran cantidad de gente que ha sido movilizada. En la web de Obama se informa que hasta el momento son más de 81.000 ciudadanos los que han contribuido económicamente a la campaña del que aspira a ser el primer presidente de color  de EEUU.

En este enlace, podemos observar una Xplanation con la que la empresa Xplane explica gráficamente el éxito de la campaña de Barack Obama.