El valor del respeto

No me gusta esta campaña electoral. Lo siento, tengo que decirlo alto y claro, pero según pasan los dias cada  vez escucho, leo y veo más y más crispación en el ambiente. No creo que haya mucha diferencia entre un votante – o si queréis un seguidor o un fan- de Rajoy, o de Zapatero, o de Llamazares, o de Duran, o de otros. A la hora de la verdad, de lo cotidiano, la mayor parte de los que somos electores, que no elegidos, invertimos  nuestro tiempo sacando adelante a nuestra familia, acudiendo a nuestro trabajo, en definitiva sobreviviendo de la mejor manera posible, que a veces es una cuestión muy difícil.  

La sociedad democrática debe tener como  retos garantizar el pluralismo, la participación, la tolerancia, la convivencia y la libertad de opinión, y desde luego debe rechazar diametralmente cualquier actitud violenta. Pero la violencia no solo se remite a dar golpes y bofetadas. El primer escalafón de la violencia es el insulto, y desgraciadamente veo y leo en algunos blogs como se utiliza, parece ser que según avanza la campaña , más y más el insulto y la descalificación como argumento. No todos podemos pensar igual, cada uno es fruto de su pensamiento y de sus circunstancias vitales, pero lo que si esta claro es que debemos convivir de una manera pacifica con esas diferencias -que en esta campaña por cierto, si uno lee con detenimiento los programas son prácticamente nimias, ya que hace mucho tiempo que abandonamos la  sociedad de los ideales, y la cambiamos por la sociedad del bienestar- .  

Burlarse o criticar a aquellos que son distintos a nosotros en pensamiento político es algo no solo absurdo sino que además no lleva a ninguna parte. De poco me vale que Felipe González diga que Rajoy es un imbecil, y que luego rectifique, si aquellos que siguen al PSOE, utilizan sus blogs para abundar en ese insulto, o en algunos mas graves como llegar a escribir que Rajoy no solo es un imbecil, sino un verdadero hijo de puta, como acabo de leer en un comentario vertido en el blog de Carmen Sanchez Carazo, por parte de Rosas Verdes.  Eso no es de recibo y demuestra una violencia verbal muy alejada del talante que ha teñido toda la legislatura de Zapatero. Así que si eso es lo que hay, yo me bajo en la próxima, que decía el titulo de una obra de teatro, porque ni esto es democracia, ni esto es convivencia, y esto permítanme la expresión es una “sociedad de mierda”, en  la que jamás pensé que podíamos llegar a vivir, pero que veo, alarmada, que está llegando peligrosamente.  

Cada uno que piense lo que quiera, que vote lo que quiera, que defienda lo que quiera, mientras sea lícito, y si no nos gusta, pues pensemos y argumementemos  en contra desde el dialogo y la conversación, pero no desde el insulto, y desde luego esas actitudes no son el mejor camino para recoger votos, por lo menos los de la gente de bien, que desde la derecha o desde la izquierda, creen en el respeto. Tal vez también el respeto es una palabra “demode”, pero a mi me sigue pareciendo básica y fundamental para poder seguir viviendo y conviviendo.  

Y cuando dentro de este semana acabe la campaña, quiero poder seguir sentándome a la mesa, charlando con mis iguales y con mis distintos, porque nadie es más que nadie, ni mejor ni peor que los unos y los otros, y para que esto suceda, deberíamos hacer entre todos un ejercicio de respeto mutuo. Lo otro, lo de los insultos, solo puede llevarnos a perder lo mejor que tiene una sociedad libre, y es la paz, que por cierto no es la ausencia de guerra como dicen algunos, la paz es la ausencia de violencia, la convivencia, la justicia y el respeto de la dignidad del otro. 

Son las diez y cuarto de la noche. No llueve en Pozuelo y la temperatura exterior es de 8 grados. No pretendo dar lecciones de convivencia o de democracia a nadie, pero pensemos seriamente en lo que está sucediendo y meditemos largamente en la situacion puntual que se está dando en esta campaña, y tal vez aun estemos a tiempo de comportarnos como personas, que es lo que somos. Pienso como Serrat: Prefiero querer – amar- a poder – dominar.

5 pensamientos en “El valor del respeto

  1. Hola…

    Lo primero, me gusta el cambio… 😀

    Lo segundo, y más importante, estoy totalmente de acuerdo contigo.

    De hecho la gente en este país cada día me recuerda más a los forofos del fútbol cuando hablan de política…
    La gente se va volviendo tremendamente radical, perdiendo los papeles e insultando de buenas a primeras a quienes discrepan con ellos.

    Se supone que viviemos en una sociedad libre, donde existe libertad de expresión (como convenientemente recuerdan algunos cuando les favorece) para poder opinar desde el respeto.. pero cuando ves primero a los políticos insultándose, y luego a la gente que en lugar de darles la espalda por ello les jalea… te empiezas a dar cuenta de que el personal ha perdido los papeles…

    La verdad, yo que me considero muy de centro por no tener favoritismos por unos ni por otros, y por estar dispuesto a tener en cuenta las buenas ideas, sin mirar de quién vienen… estoy harto de escuchar que me llamen ‘facha’ por criticar lo que no me gusta del PSOE o ‘rojo’ por hacer lo mismo con el PP…

    ¿Es que la gente está tan ciega que es incapaz de ver que nadie está en posesión de la verdad absoluta?… ¿de que si precisamente estamos en democracia es para tener en cuenta las ideas de todos?…

    Ayer ni me molesté en ver el debate, porque a los 2 minutos de ponerlo ya estaba viendo a uno de los candidatos interrumpiendo al otro como si fuesen dos hooligans de bar en lugar de dos políticos de carrera… y me dio vergüenza ajena.
    Porque siento vergüenza de imaginar que esa es la imagen que van a tener muchos del resto de nosotros… la de dos bandos enfrentados incapaces de dialogar y que recurren a los insultos o los muertos a las primeras de cambio para arrojarse basura los unos a los otros…

  2. Yo si vi el debate, forma parte de mi profesión, pero no me transmitión desde luego ningún entuasiasmo. A ver si acaba esto ya, a mi me supera en muchas ocasiones.

  3. ¡Cuanta razón tienes Marta! En lo que a un servidor respecta, paso totalmente del circo mediático que se ha montado con este asunto, y que al final…, solo servirá para que cada uno sigamos fieles a las mismas ideas que teníamos antes de los debates.

  4. Pingback: Ha estallado la paz « La vida en red

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s