Luna de papel

luna

Que el hombre fuera a la luna o no hace 40 años sigue siendo una gran incógnita. Es posible, es posible – me reitero para dar más énfasis- que así fuera, pero desde luego creo, y solo creo – me vuelvo a reiterar- que las imágenes servidas por la NASA a todo el planeta en esas fechas, tanto el video como las fotografías no están hechas en la superficie de la luna, y tienen toda la pinta de estar todo montado en un plató.

Hay muchas informaciones tanto escritas como en documento gráfico que no se sujetan ni para un estudiante de audiovisuales, como por ejemplo, algunos comentarios hechos por los astronautas, tales como el escueto “paseo lunar”, o los comentarios de los astronautas, que aseguraban no estar seguros de que la superficie de la luna no pudiera aguantar su peso, cuando el módulo que tenía que posarse era desde luego, mucho más pesado que un hombre.

Lo que está claro es que después de ver muchas veces las imágenes y visionar la película de Armstrong, uno llega a la conclusión que tal vez si estuvieron allí pero lo que vimos fue una preparación “demasiado” cuidada y detallada en un set de rodaje, pues lo más probable es que de haber estado allí, si es que lo hicieron, lo de transmitir el evento era un asunto inalcanzable.

Lo cierto es que según han pasado los años, la tecnología ha avanzado y algunos tal vez han hablado de más las dudas son cada vez mayores. Si nos centramos en las fotografías, por ejemplo vemos que en ninguna de las fotos tomadas por los astronautas hay ni una sola estrella, cuando ellos manifestaron una y otra vez que les impresionaba ver un cielo como un mar de estrellas, y por más que se empeña la NASA en contar que eso es un efecto por causa de la lente usada, es difícil de creer, ya que el uso de esas lentes produce gran falta de nitidez en la fotografía, y como podéis ver en Internet (hay cientos de fotos en la red) las fotografías son tremendamente nítidas.

Hay otros muchos detalles más en esas fotografías como las sombras que proyectaban en la superficie lunar, pero la una de las que más llama la atención es la de la bandera de los Estados Unidos ondeando. Eso si que es para nota. En nuestro satélite no hay viento, salvo alguna ráfaga de viento solar, que sería incapaz de mantener la bandera ondeando de esa manera, como si estuviera en mitad de la plaza del pueblo.

Así que tal vez estemos conmemorando un fraude. Una ya no sabe que pensar, porque entre bolsos, picotas, trajes, subvenciones, el peñón y la huella lunar nada es lo que parece o tal vez deseen algunos que parezca lo que no sea. Luego dice NetoRatón que porque no escribo… pues quizás porque no puedo contar lo que quiero, y lo que puedo no me interesa ya contarlo, aunque algunos siguen insistiendo en eso de enviar cosas a la luna, como la firma Celestes que esta dispuesta, en 2011, en poner en la luna, el poemario “Perito en Lunas” de Miguel Hernández . Habría que comentarle a esta empresa norteamericana que los libros, incluidos los de poemas, están hechos para leer, y dudo mucho que haya alguien – ¿existen los selenitas?- que este allí para empaparse de la lírica del poeta. Pero el caso es, como dicen mis hijos, “hacer el chorras que algo queda”

Es la una de la tarde. No llueve en Pozuelo y la temperatura exterior es de 32 grados. El paro sigue llamando a la puerta de nuestras casas pero algunos piensan que es mejor mirar a la luna o hablar de bolsos y picotas. ¿Serán esas las nuevas medidas contra la crisis? “Qui lo sa”

5 pensamientos en “Luna de papel

  1. por que hacer que ondee algo que todo el mundo sabe que no ondea? por que no pintaron las estrellas si todo el mundo sabe que se ven? .Creo que nos olvidamos de que la producción de la “pelicula” era americana, no española!.

  2. Lo cierto es que e sobre la Luna hay algo más que alguna ráfaga de viento solar…

    De hecho el viento solar es bastante notable en el espacio, y como prueba valga que la cola de los cometas se debe a ese mismo viento y es notable aún cuando se encuentran más lejos del Astro Rey que nuestra querida luna.

    Por otra parte, la parte superior de la bandera iba enarbolada en un pequeño mástil y de ahí que parezca que estuviese sometida a un fuerte viento.

    Sobre la nitidez de las fotos y la falta de estrellas pues no soy experto en lentes…

    Pero… ¿por qué no querer creer?… después de todo, si hemos sido capaces de crear dispositivos que convierten pensamientos, palabras, sentimientos en pequeños impulsos eléctricos y reconstruirlos al otro lado de un par de hilos de cobre… ¿por qué no podríamos haber llegado a la Luna?

    Seguramente, si hoy no tuviésemos un ordenador en casa, una línea de ADSL y demás, tampoco nos creeríamos que podemos leer textos remotos, alojados a miles de kilómetros de nuestras casa y dejar un comentario… 😉

  3. Lo que es una incógnita es cómo puede haber prendido semejante tesis en alguien que se presupone cuenta con suficiente nivel intelectual…

    Y es que, diga lo que diga Netoratón, es mejor no escribir según qué cosas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s