No soy una marca personal

Leo mucho sobre identidad digital. Es un tema que me apasiona desde hace tiempo, y que creo que merece la pena dedicarle un poco de mi atención todos los días, pues eso de tener otro medio de proyección personal que va más allá de la presencia física supone uno de los grandes avances de la revolución digital, pero deberíamos tener en cuenta algunas cosas, una identidad digital no es una mascara digital o un disfraz digital.

La Identidad digital personal no es más que una forma más de mostrarnos con una serie de herramientas tecnológicas que hace que seamos más visibles, y por más personas, y además que podamos interactuar con otros más allá de la forma presencial.

Pero la mayor parte de la gente con la que hablo no parecen darse cuenta de que detrás de todos esos llamados perfiles lo que hay son personas, y a su vez las personas no se dan cuenta que generar un perfil no acorde con su propia realidad es algo que generalmente termina mal, que además es absurdo, y que desde luego denota aunque sea de una forma menor, un pequeño toque de esquizofrenia ( aunque sea digital).

Otra cosa que anda circulando por la red es el asunto de la marca personal, algo a lo que yo desde luego, y solo desde mi punto de vista, me opongo radicalmente. Yo no soy una marca ni personal, ni de otra índole, soy una persona y como tal me muestro en la red, unas veces dejare una huella profesional, otra vez una personal, y así entremezclándose poco a poco se ira generando una percepción por parte de los otros, que se acerque lo más posible a la realidad, y que, si en algún momento me desvirtualizo , nadie notará la diferencia.

Esto que parece tremendamente sencillo a simple vista y que no debería ser un problema, es algo que a veces se complica, o que algunos complican, pues, o solo muestran en la red una sola faceta de su vida, en muchos casos la profesional, o piensan que la red les da impunidad y cobertura, y haciendo gala de una tremenda deslealtad a los otros, se muestran como no son o como querían ser, o como querían que los otros les vieran, y terminan generando un personaje o un avatar, algo muy lejos de una identidad personal.

Algunos no se han dado cuenta aun de la dimensión humana que tienen los medios sociales en Internet, y sólo se  han quedado con la música ( Twitter, lo divertido que es el Facebook o lo interesante que es contar una vida que no existe en un blog, o eso de perfilarte con un extensísimo curriculum en Linkendln), pero está música que suena, y que suena muy bien tiene también una letra, una historia muy interesante y muy profunda que dice que detrás de toda ese maremagnun  de avatares y fotos hay relaciones, redes y conexiones entre seres humanos, entre personas,  que es lo que conforma el tejido digital, y que es la verdadera revolución del siglo XXI. Esa es una de las grandes inovaciones que nos ha traído Internet.

No son las redes sociales lo que están cambiando el mundo o nuestra manera de pensar, lo que está produciendo esa metamorfosis son las relaciones que en Internet se crean, cada día, cada minuto, y el valor de cada una de esas relaciones, en todos los ámbitos. El mundo como ha sucedido siempre lo estamos cambiando nosotros, las personas.

Si, ya sé que esto suena muy plano, y que lo que mola es hablar del índice Klout  (un rankeador de influencias, que fuerte) de Peerindex  o de Kred.ly, y demás algoritmos de medida para saber quien es quien, o cuanto pesa digitalmente cada quien. Bien no los pongo en duda, pero tal vez debemos dejar eso para las empresas u otras instituciones. Yo desde luego no estoy dispuesta a que apliquen a mi vida personal un medidor de mis relaciones con los demás, de mi influencia sobre los demás (nada más lejos de mi intención que pretender influir sobre nadie) y de cual es mi “poder” en función de mis relaciones personales digitales, y para eso generar unos parámetros personales digitales que me alejen de quien realmente soy, algo tan nimio y la vez tan importante: una persona

Por eso cuando te pongas frente a tu ordenador, o tu tableta, o tengas tu Smartphone en la mano piensa que cada vez que te muestras eres tu, y solo tu, y que no eres una marca personal, que eres un ser humano que en ese momento  tiene una serie de herramientas tecnológicas que te van a permitir, que te van a facilitar eso de mostrarte a los demás como eres.

Son las diez de la noche. No llueve en Pozuelo y la temperatura exterior increíblemente es de 8 grados para estar en el mes de Enero.  Y cuidado con el ego en esto de la red porque parece que estamos pasando de la falsa modestia a los superegos digitales. Nadie es mejor que nadie, aunque sepa manejar la red de maravilla, al fin y al cabo, el manejar herramientas digitales no va más allá de una habilidad.

5 pensamientos en “No soy una marca personal

  1. Muy acertado, no somos mercancía ni ningún tipo de ‘bien digital’. Somos personas y como bien has dicho, lo que hacemos es utilizar herramientas para expresarnos.

    Y eso es lo realmente importante, lo que expresamos y tenemos que decir, ya sea en nuestra vida real o a través de internet en la Aldea Global que hemos creado gracias a Internet.

  2. Hola Marta. Siempre me han gustado las personas que reflexionan y se cuestionan todo lo que les rodea. Enhorabuena por esa virtud.

    Respecto a la marca personal creo que a veces se puede perder su razonamiento en un laberinto semántico. Suene bien o mal, somos personas de manera esencial y existencial, pero en el plano relacional nos comunicamos, y es en ese momento cuando transmitimos algo, compuesto en lo invisible (valores y cualidades personales) y lo visible (gestos, palabras, imagen). SI no queremos llamarle marca personal podemos buscar otra palabra, pero no creo que encontraremos una mejor.

    Gracias y un saludo

      • Interesante debate. Somos personas, no marcas. Pero lo que transmitimos se transforma en una marca que refleja lo que somos y cómo actuamos. si tomamos o conciencia de esto ya depende de cada uno.
        Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s