El Sálvame de Pedro Sánchez

Casi nadie inventa nada nuevo, aunque lo parezca. Prácticamente todo se copia y posteriormente se adecua a cada una de las circunstancias.

Pues bien eso es lo que está haciendo Pedro Sánchez, la alternativa que nos propone el PSOE para liderar nuestro país.

La llamada que ayer efectuó, Pedro Sánchez, al programa Sálvame, programa por cierto que vulnera de continuo los requerimientos legales del horario protegido, es un aviso de lo que, parece, va a ser la puesta en escena de los modos y maneras, de cómo, esto que llaman el Nuevo Socialismo pretende ganar las elecciones.

El modelo es prácticamente igual al de Obama. Un proceso algo largo y trabajoso, ya que requiere del uso de la aplicación al marketing político, de eso que llaman BIGDATA, y que por supuesto está íntimamente ligada con un buen conocimiento de herramientas tecnológicas que lo propicien.

El tema pasa por una fase previa en la que se trabaja en recolección de datos de los ciudadanos, empezando por la propia afiliación y siguiendo por cada uno de nosotros. Datos como teléfono, email, adscripción a redes sociales, domicilio, estado civil, número de hijos, profesión, aficiones, hechos relevantes (felices e infelices) en nuestras vidas, costumbres, viajes, nivel económico, nivel académico, enfermedades,  etc.

Datos que van a dar lugar a una radiografía perfecta de cada votante o posible votante, para que al igual que Obama hizo en las últimas elecciones, una vez que se dé el banderazo de salida para la campaña electoral, los candidatos y sus equipos puedan acceder de una forma personalizada a cada uno de nosotros e intentar recolectar nuestros votos.

Durante la pasados comicios presidenciales en Estados Unidos los equipos de Obama “sorprendieron” a los Republicanos por esa cercanía que tenían con los electores, todo ello llevado a cabo por un equipo de analistas en la sombra, a penas sabemos sobre ellos, solo que eran liderados por un intimo amigo del actual presidente de los Estados Unidos, que trabajaban en La Cueva, una sala secreta del cuartel general de campaña en Chicago, donde se ponía en marcha toda la maquinaria cibernética  que consiguió el método de análisis, simulación y estrategia que garantizó la victoria de Barak Obama. Un equipo de informáticos y matemáticos, bajo las ordenes de Jim Messina.

Lo cierto, es que Obama generó un modelo exitoso de aparato y maquinaria política, muy pegada a la tecnología y a los metadatos que consiguió no solo información, fondos y voluntarios, sino que interpretó y aprovechó esta información hasta las últimas consecuencias, de una manera tan exhaustiva, que hasta las costumbres cotidianas, hasta los horarios de entrada y salida del trabajo, por poner un ejemplo, estaban reflejadas.

Además todos estos datos sirvieron de soporte para generar la estrategia de comunicación de la campaña con tal precisión que dieron en la diana en temas tan básicos como el tipo y el modo de colocar la publicidad, algo básico a la hora de ganar cualquier contienda electoral.

Así que visto lo visto, y después de la llamada de ayer a Sálvame o la aparición de Pedro Sánchez en El Hormiguero, y algunas cosas más que veremos si no me equivoco, que por supuesto puede ser, todo apunta a que Pedro Sánchez y su equipo están trabajando “en esta dirección”, así que no os extrañe, si un día de estos Pedro Sánchez te pide entrar en tu whatsupp o se hace amigo tuyo en facebook o twitter (esa fue la estrategia: sigue tu primero para que te sigan y así recoges datos) , claro que no os emocionéis demasiado porque probablemente detrás de  esa atención personalizada, que si fuera real sería maravillosa, no estará él, sino un equipo de técnicos mezclados con algoritmos, cuya única finalidad es poder hacerte una llamada o enviarte un mensaje en plena campaña electoral en el que mientras te piden el voto, entablen contigo una amigable conversación en la que te preguntan por la salud de tu madre o te hagan un chascarrillo sobre tus últimas vacaciones en Mallorca, y eso, qué duda cabe, que vende mucho, pero que también está muy lejos de tener un interés real por tus problemas o necesidades.

Claro que una, sigue prefiriendo, en vez de que dediquen su tiempo a saber cómo me va la vida para engatusarme, me cuenten -si es que son capaces-  como van a resolver el marco para que vivamos tranquilos, salgamos de esta crisis que parece no acabar nunca, tengamos trabajos dignos elevando la tasa de empleo, especialmente el de las mujeres y los jóvenes, que van bien dañados en este avatar,  paguemos menos impuestos, no nos encontremos cada mañana un nuevo caso de corrupción o de “asesoramiento” (ahora se llama así) , servicios públicos y sociales de calidad para todos, educación, obras públicas, empresas, políticas de igualdad, protección a la infancia, en fin, eso que llaman gobernar y administrar.

Una que es #muyfan de la tecnología, pero también es #muyfan de la ética, tiene claro que ese tipo de estrategias, que tal vez sean medianamente permisibles – aunque tampoco- para vender un coche o un detergente, se acercan, que digo se acercan, para que andarnos con rodeos, están en el marco de la manipulación pura y dura de los ciudadanos y ciudadanas. Así que cuando vea que el PSOE , ay perdón, el Nuevo Socialismo, tiene un programa eficaz, real, aplicable, con datos y hechos a poner en práctica con medidas puntuales y concretas, entonces, si pueden llamarme al móvil, ponerme un whatsapp, seguirme en twitter o por la calle. Mientras mi móvil, para ellos está fuera de cobertura.

Son las once de la mañana. No llueve en Pozuelo y la temperatura exterior es de 21 grados

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s