Los Presos Políticos los pondrán ellos #Independencia #Cataluña

Y se levanta una cansada. Si, cansada de lo mismo, de la historia virtual de Cataluña, manejada por unos cuantos que han hecho de la poltrona su way of life, con un golpe de mano, dejando a la democracia hecha unos zorros. Una historia que va por el manual de los dictadores de directorio, rancios y trasnochados,  y que nos han interrumpido la vida.

No hay nada que más me moleste que me interrumpan, y más, para nada de verdadera importancia. Porque lo peor de todo esto, no es que España se vaya a hacer pedazos, no lo creo, porque el sistema ya tiene callo y difícilmente un grupo, que lo que busca es  perpetuarse en el poder for ever, va a dar la vuelta a la tortilla en el resto del país. Lo peor, si lo peor, es que no se hace nada de verdadera importancia para nosotros, los ciudadanos, la ordinary people, que somos los que al final, como siempre pagaremos las consecuencias. Estos tipos han focalizado la actividad política sobre sus “asuntos particulares” ahora llamados “Independencia”, y está todo el país parado y pendiente, sin que se haga otra cosa que hilar en esta rueca que da vueltas y vueltas, pero que no da una sola puntada derecha.

Una situación extraña la de Cataluña, donde Demócratas Cristianos se mezclan con radicales, con troskistas, con agitadores asalta coches policiales que se duelen de que una jueza les haya puesto en orden. ¿Que esperaban después de patear un coche de las fuerzas de seguridad del estado, robar las armas del vehículo, acosar a la guardia civil, jalear al transeúnte para que fuera contra ellos, mientras una secretaria judicial tenía que escalar teja a teja para saltar por los tejados de Barcelona huyendo de la turba?. Que le queda a la jueza más que decretar prisión, más cuando Los Jordis, artífices de toda esta película de miedo, están dispuestos a repetir la performance subversiva una y otra vez.

No cuela lo de presos políticos, no cuela, porque todos hemos visto y leído lo que está sucediendo. Lo recibimos en directo gracias a las redes sociales, y difícilmente por muchos videos lacrimógenos hechos en la factoría del siniestro Roures, vete tú a saber con qué dinero, que esa es otra, y que nos repitan y repitan hasta la saciedad en las teles publicas de Cataluña y en sus cuentas en internet, lo de la “represión”, no nos van a convencer de que “el rey no está desnudo”. Aquí no hay presos políticos, ni va a haberlos, salvo los que hagan ellos, si consuman la fechoría de la republica catalana y la independencia, porque no les quepa duda que esos compañeros de viaje que lleva Puigdemont, no van a respetar, ni por asomo el sistema de libertades y la democracia. ¿Cuánto creen que tardara en cambiar el nombre de Republica Catalana por el de Republica Popular Catalana si se perpetra la independencia? ¿Cuánto creen que durará Puigdemont y su partido al frente de ese proyecto? Piensen en ello, a mí, personalmente, me aterra imaginar ese escenario.

Son las ocho de la mañana. Diluvia y truena en Pozuelo y la temperatura exterior es de 13 grados. Hacia la República Popular Catalana

Anuncios

Algo huele a podrido en Cataluña #11Oct

Me temo que lo de ayer en el parlament tiene mucho de postureo, de performance, de puesta en escena. Esa sumisión de la CUP que se conformó con abandonar la sede parlamentaria y hacer un discursito, bastante flojo para lo que nos tienen acostumbrados, esos guiños entre Oriol Junqueras y la bancada de la CUP… No sé, no lo veo… y lo que sí percibo, es que esto estaba pactado de antes, un hoja de ruta donde se pone al gobierno de España en el disparadero, para que suspenda la autonomía, y entonces será cuando ellos echarán toda la carne en el asador, en modo mártir, agobiados por el peso de “un estado opresor”, que es lo que buscan vender a la comunidad internacional.

Mucho me temo que no hay mucha ruptura entre JxSi, ERC y la CUP, todo lo contrario, siguen juntos y en la misma dirección, esperando que el gobierno de España haga lo que tiene que hacer, porque no le queda otra, y entonces es cuando empezará su fiesta, su fiesta… que no la nuestra. Será entonces, cuando acudan a la calle de nuevo, para explicarles a la gente que estaban dispuestos a dialogar, a ser los buenos de la película, y que  “los malos”, el gobierno de España, no ha querido entablar esa conversación.

En un juego continuo de posverdades – antes llamadas mentiras – van envolviendo todo el camino, y en él nos están llevando a todos. Esto no es una tregua para el dialogo, es una trampa, de la que difícilmente puede salir el estado, sin sufrir daños.

Hay muchas señales en el cielo que dicen que no van a dar marcha atrás, para empezar el 1 de Enero de 2018 se levanta el secreto bancario en Andorra, y eso a los “independentistas de salón y billetera” les va a traer consecuencias nefastas, si para entonces, no controlan la situación, ya que detrás de todos estos sentimientos implantados en la gente sobre libertad e independencia, hay un interés espurio y siniestro de salvar sus propios culos apestados por la corrupción de muchos años. Algo huele a podrido en Cataluña, y el hedor ahora está tapado con el perfume barato de la independencia, pero no durará mucho, antes o después nos daremos cuenta. Espero que no sea tarde.

Es la una y media de la tarde. Sigue sin llover en Pozuelo y la temperatura exterior es de 25 grados. Algo huele a podrido en Cataluña

Algunas anotaciones sobre la independencia II #ArturMas #27S

mingote

No sé si Artur Mas está siendo capaz de generar un sentimiento de independencia en la mayoría de los ciudadanos de Cataluña. De momento eso está por ver, pero lo que sí está desarrollando con sus discursos erráticos es un clima de profunda desconfianza.

La confianza es uno de los pilares básicos para el desarrollo y la buena convivencia de cualquier sociedad. No hay nada mejor para el ciudadano que sentirse seguro, tranquilo, confiado  cuando se compra una casa , o cuando monta un negocio, o cuando invierte sus ahorros en la bolsa o los deposita en un banco, o cuando va a su puesto de trabajo, o cuando lleva a sus hijos a la escuela, o cuando paga sus impuestos. Es  esa confianza la que lleva a la estabilidad, y esa estabilidad la que hace que las sociedades sean más prosperas y avancen.

Eso no quiere decir que vivamos en sociedades estáticas y monolíticas, donde no hay sitio para la reforma o para los cambios, que, por supuesto, también son necesarios para que se produzca el progreso, pero esos cambios, esas reformas no deben estar basadas en simple ilusiones, que apenas tienen fundamento, y sobre todo no pueden fundamentarse en sentimientos negativos  como el odio, la envidia, la revancha o la frustración.

Las sociedades se perfeccionan avanzando en los derechos de los ciudadanos, y no creo que los derechos de los catalanes difieran mucho de los derechos del resto de los españoles…, y por supuesto, perfeccionar el derecho de unos, rompiendo o alienando el derecho de otros, no tiene nada de progreso, de avance, ni de perfeccionamiento de la convivencia.

Este experimento sentimental – y vamos a tratarlo así, por no abundar sobre otros rasgos que lo mezclan con el más puro interés personal o coyuntural de unos cuantos – de la independencia que baraja Artur Mas y sus socios en estas elecciones catalanas, dista mucho de llevar las garantías de seguridad que conlleven a una situación de confianza. Las incógnitas que deja en el aire el actual presidente de la Generalitat son muchas y de gran calado. Sus tesis se basan en  un pensamiento circular, que se retroalimenta, donde se promueve el cambio por el cambio, el discurso repartido en falsas promesas,  un futuro que no va más allá del 27 de Septiembre, y una vulneración continua de la Constitución Española. Todo esto, está manteniendo en vilo a la sociedad española, incluida la catalana, donde empiezan a aparecer ya de una manera continua signos de intranquilidad y desconfianza. Hace unos días hemos llegado a ver como un diputado rompía un texto de la Constitución Española en sede parlamentaria.

España está hecha entre todos; entre todos hemos de perfeccionarla. ¿Por qué tengo yo que pagar impuestos al estado español, y un catalán quiere poder pagar “sus impuestos” solo para  “su territorio” ? Y… ¿Cuál es exactamente su territorio? ¿Quién los legitima para ese ejercicio de egoísmo? ¿Cuál es el hecho diferencial que los hace poder eximirse de contribuir al mantenimiento del bienestar común de todos los españoles? No hay respuesta a ninguna de esas preguntas.

La campaña de Artur Mas para las elecciones del 27 de Septiembre es puro artificio. Es un ejercicio de prestidigitación, de magia, llena de trucos baratos, y se le empieza a ver la paloma dentro de la chistera. Mientras la desconfianza crece, se multiplica, llevándonos a todos a mirar de reojo al de al lado, a pensar en fronteras, a fomentar el enfrentamiento, a marcar más y más la ruptura entre los unos y los otros, a quebrar la en definitiva la convivencia.

Son las once de la mañana. No llueve en Pozuelo y  la temperatura exterior es de 26 grados. Lo peor es que ni siquiera hay corazón en esta historia…

Viñeta de Mingote publicada en ABC el 30 de Junio de 2010

#ArturMas: De la ilegalidad y el esperpento

Acaba de terminar la rueda de prensa de Artur Mas, y aunque suponíamos de que iba “la fiesta”, ahora ya se ha materializado una de las mayores tomaduras de pelo de la historia de España.

Se ha mofado en hora y media de todos los español@s, catalan@s incluidos. Ha dicho una cosa y la contraría no una sino cien veces, ha puesto el sistema democrático a los pies de los caballos, permitiéndose, cual dictador de opereta, usar una herramienta tan sagrada en la democracia como es el voto y la participación de los ciudadan@s en procesos de elección o consulta,  para taparse las pústulas que le está dejando la cohabitación con ERC que lo va fagocitando lentamente.

La manipulación al máximo, lo nunca visto, pasen y vean, como si fuese un espectáculo de circo barato: Artur Mas  convoca a los catalan@s y demás ( ni eso ha quedado claro) a que el 9 de Noviembre vayan a votar una consulta que no es consulta, que tampoco es referéndum, que no vincula a nada ni a nadie, que no hay control sobre el censo, y que por supuesto en un alarde de ignorancia democrática, ha recalcado varias veces, que no es obligatoria ( faltaría más, que este individuo pasase lista de quien ha ido o quien no al paripé del 9N) con el único fin de ganar tiempo a ver si a ERC se le ablanda el corazón y le hace un hueco en esa “supuesta” lista “única” ( como chirría lo de “única”) y no se quedan fuera del juego de la independencia, y pierden pie en la tarta del poder, si esa que les gusta tanto. Porque no se equivoquen aquí lo único que hay es ambición y poco más

No sé lo que va a hacer el gobierno de España pero desde luego este lamentable espectáculo debe acabar ya, cuanto antes, por el bien de todos los españoles, sean catalanes o de Burgos. El atentado a la democracia es evidente y es obligación constitucional poner remedio a ello.

Por cierto mientras Artur Mas perpetraba una estafa redonda económica y política, y terminaba con palabras amenazantes y anunciando opacidad informativa, (eso ya no me extraña) España captaba  4.029 millones en letras para que Artur Mas  se lo gaste en jugar a las urnas y cubrirse las espaldas. Ya les vale¡

Son las doce. No llueve en Pozuelo y la temperatura exterior es de 18 grados.

Urkullu y la soberanía compartida : Campanas, campanas…

Ayer Urkullu se descolgó con un termino, que aun que él crea que es nuevo, ya se barajo en el proceso de reforma de la Constitución de 1837. El termino al que hizo alusión es el de soberanía compartida.

Cuando en mayo de 1844 el general Ramón María Narváez se hizo cargo del gobierno, los moderados estaban divididos respecto a la necesidad de reformar la Constitución de 1837 entonces vigente -incluso el grupo más reaccionario encabezado por el marqués de Viluma abogaba por su derogación y la vuelta a la carta otorgada del Estatuto Real de 1834-. Narváez se inclinó finalmente por la opción de la reforma defendida por el grupo liderado por Alejandro Mon y Pedro José Pidal frente al grupo de moderados “puritanos” que defendían su mantenimiento porque su aprobación había sido fruto del consenso entre los dos grandes partidos liberales, moderados y progresistas, lo que les permitiría alternarse en el gobierno sin tener que cambiar la Constitución cada vez que se cambiaba el gobierno.En realidad lo que defendían Mon y Pidal era elaborar una nueva Constitución pues los cambios que proponían eran muy importantes: sustituir el principio de la soberanía nacional por el de la “soberanía compartida” entre el rey y las Cortes, lo que situaba en un mismo plano a la Corona y a la Nación y reforzaba los poderes de la primera; y la sustitución del Senado electivo por uno designado por la Corona, que además sería vitalicio

Eso fue la razón de ser del termino de  soberanía compartida, quitar poder al pueblo para dárselo al Rey, pero  Urkullu, en su desconocimiento total de la historia, o en una interpretación torticera del termino  y de las bases de la  Constitución Española, pretende vendernos el termino, como si fuese un avance en derechos ciudadanos, cuando lo que se nos está sirviendo es un retroceso . Urkullu debería saber que la soberanía en España ya está compartida ya que nuestra Constitución deja bien claro que la soberanía reside en el pueblo, es decir en los ciudadanos. En nuestra constitución, como clave democrática de la convivencia, son los ciudadanos los que priman y no los territorios, de lo contrario entraríamos en un escenario  de ruptura del equilibrio entre los derechos y libertades fundamentales de los ciudadanos.

En definitiva, ni Urkullu sabe historia, ni sabe de nuestra Constitución, ni la entiende o por lo menos eso parece. Creo que ha oido campanas, pero no sabe donde

Como si fuésemos tontos… #JordiPujol #ArturMas

He tomado muy buena nota de los que le han vendido coches de lujo a Jordi Pujol Jr., tienen unos precios baratísimos, habrá que pensar a partir de ahora en comprarles los coches a estos tipos…

Como si fuésemos tontos… y eso es precisamente lo que peor vamos a llevar de este asunto de robos y dislates, donde por arte y encaje del affaire independentista, hemos podido comprobar como la familia Pujol lleva mas de 30 años robando y robando, y algunos otros más claro.

Nadie traga ya por ese “mea culpa” incriminatoria, lacrimogena, a la postre pestilente donde el ex honorable – tiene tela lo de honorable- se hace el chivo expiatorio de una mentira sobre otra mentira y sobre otra mentira. Claro que a Pujol, si ese hombre que hace bien poco nos contaba que vivíamos en una sociedad donde la crisis de valores era aun peor que la crisis económica – vaya rostro- le pillo el toro del independentismo, ese toro, unas veces manso y otras bravo, que alentaron entre unos y otros, me temo que sin ni siquiera creer ellos mismos la historia, y solo como mera coartada para su pillaje, y tenemos que, ya veis, dar gracias, porque no hay mal que por bien no venga. Ese empecinamiento de Artur Mas por sacar adelante la consulta ilegal del 9 de Noviembre- porque por mucho que se empeñe, y por mucho que la vista 20 veces con la palabra democracia, es ilegal- nos ha llevado a conocer a todos los españoles, desde Girona a Cadiz, las artes oscuras, de los manejos nauseabundos, de la delincuencia de cuello blanco, que la familia Pujol llevaba años y años practicando, y algún otro más.

Obviamente las cosas no suceden por casualidad, y desde que se anuncio la entrevista de Mariano Rajoy con Artur Mas en Moncloa, han estado sucediendo acontecimientos, que una vez conocido el contexto de la historia, ahora se pueden concatenar, y se ven con una claridad meridiana.

Primero la dimisión de Duran i Lleida como Secretario General de CiU y su desvinculación con la consulta soberanista. El del Palace, siempre bien planchado y atildado, ya había debido escuchar el campaneo. Aquella dimisión que algunos debieron pensar que era por coherencia en su pensamiento politico, tal vez, obedeció a una huida de la quema, y algunos susurros que llegarón a sus oidos sobre el hundimiento que se acercaba a toda velocidad hacia las huestes de CiU, le hicieron poner pies en polvorosa.

Después vimos con sorpresa, como Orio Pujol – no dejéis de leer su blog, a mi me ha llevado un rato, pero desde luego conviene leerlo para hacernos una idea de como se puede tener tanta cara http://www.oriolpujol.cat/ – abandonaba todos sus cargos, fruto de la reunión que mantuvieron Mas y Pujol el día de San Fermin, y en la que ambos dirigentes prepararon ya la declaración de Pujol en la que asumía “una irregularidad fiscal” y pedía perdón -increíble pero cierto- por estos hechos, por supuesto sobre otra mentira más, la supuesta herencia de su padre, algo que hasta la propia hermana de Pujol, ha desmentido rápidamente. No cabe ninguna duda de que Artur Mas, ese si, que en la rueda de prensa posterior a su reunión con Rajoy en Moncloa, se apresuraba a desmarcarse, y también a desmarcar a su partido, de Jordi Pujol y sus manejos financieros, es arte y parte de todo esto, y de lo que nos queda por ver.
La familia Pujol, Millet, el Palau, la “herencia” del padre de Artur Mas gestionada por UBS en Suiza, el caso Pallerols, el caso ITV, el caso turismo, Pretoria etc son una larga rémora para aquellos que durante años han gobernado un territorio, una rémora no de errores, sino de practicas delictivas contra los ciudadanos y ciudadanas, con una agravante que lo hace realmente vomitivo: Han utilizado las ilusiones de muchos catalanes y catalanas para, bajo una quimera, la del independentismo, intentar seguir con el “chiringuito” que tenían montado, a costa de nuestro dinero, de nuestro trabajo, a la postre de nuestras vidas.

Ahora Pujol, el viejo y el que por su edad está más alejado de pagar las consecuencias jurídicas que se deriven de toda esta montaña de basura, asume una parte, se despoja de títulos y honores, se autocondena al ostracismo, a la damnatio memoriae y con eso nos tenemos que dar por satisfechos. Echarles un poco de carnaza al pueblo y a los periodistas, a ver si asi se tranquilizan las aguas y podemos seguir por donde ibamos, han debido pensar… como si fuesemos tontos, como si no nos dieramos cuenta de lo que realmente está sucediendo en Cataluña, por cierto uno de los territorios Europeos que en 2013, un informe de la UE, calificaba como uno de los territorios mas corruptos y peor gestionado de Europa, fruto de la gestión año tras año de un lobby del que forman parte todos los citados en este post, y alguno mas.

Todos ahora les señalamos con el dedo, pero desde luego, debería ser la sociedad catalana, aquella que ha sufrido más duramente las consecuencias de este pillaje, la primera que pida justicia, la primera que imponga, que demande la regeneración política en esa comunidad, la primera que vomite sobre ellos su indignación y su rechazo, y no se dé por satisfecha con una declaración altamente sospechosa, y con el siniestro juego que prepara Artur Mas para la próxima Diada, en el que como nos aclaró en la rueda de prensa, piensa seguir utilizando al pueblo catalán y a sus ideales, para desde la calle opacar lo que en en resumen, y sin ningún tipo de adorno retorico, es ni más ni menos que un delito: el robo.

Son las doce y media. No llueve en Pozuelo y la temperatura exterior es de 30 grados. Como si fuésemos tontos…